fbpx

Naciones Unidas reconoce la labor del Teléfono ANAR en Quechua

Marta Santos Pais, Representante Especial del Secretario General de las Naciones Unidas sobre la Violencia Contra los Niños, ha reconocido la labor del Teléfono ANAR en Quechua en el prólogo al Informe elaborado por ANAR Perú para presentar los resultados de este servicio de ayuda gratuita y confidencial que desde hace cuatro años brinda apoyo psicológico, asesoría legal y trabajo social a todo niño, niña y adolescente quechua hablante de Perú.

En su texto, Marta Santos Pais recuerda “el rol vital que tienen las líneas de ayuda telefónica para brindar asistencia a los niños en casos de incidentes de violencia, en condiciones de confidencialidad y con el apoyo de personal capacitado para crear un ambiente apropiado para los niños que acuden en busca de consejo y ayuda. El Teléfono ANAR en Quechua es una experiencia emblemática de este tipo de mecanismo. Es un ejemplo positivo que integra el enfoque de los derechos de la niñez y la dimensión intercultural fundamental para la protección de los niños de pueblos indígenas y de niños que viven en zonas urbanas y pertenecen a distintos grupos étnicos. Es ciertamente una experiencia inspiradora para otros países dentro y fuera de las Américas”.

Para la Representante Especial del Secretario General de las Naciones Unidas sobre la Violencia Contra los Niños “el Teléfono ANAR ilustra también la potencialidad de las líneas de ayuda como mecanismo de protección, de articulación y de vigilancia social. Como mecanismo de protección, es el primer contacto o la puerta de entrada al sistema nacional de protección. Tras recibir la información de los beneficiarios, el Teléfono cumple un papel fundamental como ente que contribuye a generar una mejor articulación y coordinación de las instituciones que integran el sistema de protección. Y como parte del proceso de acompañamiento que brinda a los beneficiarios, el Teléfono actúa también como mecanismo de vigilancia social para identificar vacíos o deficiencias que puedan surgir en el cumplimiento de las funciones asignadas a las instituciones públicas, contribuyendo así a una mayor eficiencia de las prácticas de las instituciones públicas a nivel local, regional y nacional”.

Una de las principales incidencias que recoge el Informe, basado en las llamadas  que los menores de edad quechua hablantes han realizado en este periodo de tiempo, es que “hemos encontrado casos de niños, niñas y adolescentes que son testigos de violencia familiar que no están siendo protegidos”, como ha puesto de manifiesto Germán Guajardo, director general de la Fundación ANAR Perú.

Los casos encontrados están relacionados a situaciones de violencia que viven los niños, niñas y adolescentes en sus familias. Así, según recoge el Informe, la madre aparece como la principal agresora y el padre permanece ausente. Por esta razón desde ANAR Perú se insta al Estado para que desarrolle servicios de apoyo a la familia, sobre todo en las zonas rurales y que se modifique la ley de Protección frente a la violencia familiar, incorporando como víctimas a los niños testigos de violencia.

La Fundación ANAR Perú es una organización sin fines de lucro que promueve y protege los derechos de la infancia y adolescencia a través del Teléfono ANAR 0800-2-2210, la única línea de ayuda gratuita y confidencial a nivel nacional, dirigida a niños, niñas y adolescentes, que brinda consejería psicológica, asesoría legal y apoyo de trabajo social, en castellano y quechua, las 24 horas del día, todos los días del año.

.